Psicoterapia Individual

¿Qué es la Psicoterapia individual?

Es un proceso de acompañamiento emocional a personas adultas que atraviesan por dificultades emocionales o psíquicas, donde a través del vínculo que establecen con su psicoterapeuta trabajan sobre los temas de conflicto, sufrimiento, ambivalencia y preocupaciones personales del paciente, haciendo uso de las técnicas de intervención psicológica.
La psicoterapia se caracteriza por ser un proceso de frecuencia semanal entre sesiones según sea el caso de la persona atendida y el modelo de trabajo del especialista. Las citas tienen una duración aproximada de 45 a 50 minutos, y la extensión del proceso en el tiempo depende de los objetivos que se planteen en el trabajo paciente y especialista, así como de las cualidades que vaya adquiriendo el tratamiento en su curso.

¿Cuáles son sus objetivos?

Su objetivo fundamental es el fortalecimiento psíquico y emocional del individuo para el afrontamiento de la vida y sus dificultades, en formas más adaptativas y beneficiosas para la consecución de su bienestar personal, familiar, de pareja, social y ocupacional.

Permite a la persona:
  • tener una mayor comprensión y conocimiento de sí mismo, de su entorno y las relaciones que establece con éste,
  • lograr cambios positivos en distintas áreas de su vida,
  • superar desafíos, resolver problemas, así como superar momentos de crisis,
  • aprender a contactar y tramitar emociones como la tristeza, el miedo, la ira y la ansiedad,
  • fortalecer su autoestima y concepto de sí mismo,
  • y lograr un nivel de introspección y autoconocimiento de su mundo interior que le permite una vivencia integral de sí mismo, más fluida y más sana.
¿Qué tipo de problemas se tratan en psicoterapia?

En psicoterapia se trabajan desde problemas psicológicos y emocionales leves hasta patologías psiquiátricas severas.

Los motivos de consulta más frecuentes suelen ser:
  • Depresión, tristeza, y duelos por pérdidas o cambios significativos de vida.
  • Ansiedad, stress, ataques de pánico, fobias, entre otros problemas relacionados con la angustia.
  • Problemas en las relaciones familiares, sociales y de pareja.
  • Conflictos y malestar laboral, académico u ocupacional.
  • Problemas de autoestima, inseguridad en sí mismo, bajo autoconcepto.
  • Sentimientos de culpa, ambivalencia por choque de ideales, valores, deseos, entre otros.
  • Confusión personal respecto a proyectos de vida y dificultad para tomar caminos.
  • Trastornos psiquiátricos y otros: Trastornos alimentarios, Trastornos del Estado de Ánimo,
  • Trastornos Psicóticos, Trastornos de Personalidad, Adicciones, entre otros.
¿Cuándo acudir a Psicoterapia Individual?

La Psicoterapia Individual es recomendable cuando la problemática que presenta la persona le ha implicado malestar significativo, que ha comenzado a deteriorar su vida en áreas importantes como la personal, familiar, de pareja, social, laboral o académica, y encuentra que sus herramientas personales no han sido suficientes para superar la problemática.
Así mismo, la psicoterapia individual es una alternativa para personas que desean conocerse más a sí mismas, explorar sus vidas en diversas dimensiones, entender modos de ser y comportarse que producen en ocasiones malestar, pero que no necesariamente se encuentran atravesando un momento de crisis, sino que la contemplan como una herramienta de crecimiento personal, prevención de conflictos y potenciación de herramientas para la vida.